Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Juan Sebastián Celis Maya escriba una noticia?

BBVA revisa a la baja crecimiento económico mundial

08/08/2012 19:34 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El BBVA revisó a la baja su previsión de crecimiento mundial hasta 3, 4% en 2012 y 3, 7% en 2013, según el informe de Análisis económico de la situación latinoamericana. La revisión está condicionada por las tensiones financieras en Europa y la desaceleración, algo mayor a la esperada hace tres meses, especialmente en las economías emergentes más grandes como China, India o Brasil. Este escenario global supone que se toman los acuerdos políticos necesarios para avanzar en el desarrollo institucional de la unión monetaria europea y también para evitar el ajuste fiscal automático en EEUU.

De acuerdo con el informe, el crecimiento en América Latina continuó desacelerándose a lo largo del primer semestre de 2012, con excepción de México y Chile. Los datos de crecimiento observados fueron menores a los previstos hace tres meses, especialmente en Brasil, donde la actividad se fue recuperando a un ritmo muy reducido. Los factores internos jugaron un papel más determinante en el bajo crecimiento que el peor entorno exterior, especialmente en el caso de Brasil, Argentina, Paraguay y Colombia. Con todo, el crecimiento siguió apoyándose en la robustez de la demanda interna.

Los indicadores de confianza empresarial y de los consumidores se mantienen aún en terreno positivo, indicando una continuada expansión de la demanda interna, pero a un ritmo menor.

La reducción de los indicadores de confianza en los últimos tres meses obedece en su mayoría a factores internos, incluidos los de índole social y política. Sin embargo, el recrudecimiento de la crisis en Europa también está empezando a minar la confianza, lo cual explica también la sincronía en la retracción. Con todo, el impacto de la crisis en Europa a través de este canal es, hasta el momento, acotado.

De este modo, el BBVA espera que la región en su conjunto crezca 3, 2% en 2012 y 3, 6% en 2013, ligeramente por debajo de lo previsto hace tres meses. Esta desaceleración respecto a 2011 será consistente con la moderación del crecimiento global (del 3, 9% en 2011 al 3, 4% en 2012). A medio plazo, se espera que la región siga convergiendo a tasas de crecimiento cercanas a su potencial, ligeramente por debajo del 4%.

Las presiones inflacionarias y las previsiones de inflación se han moderado en la mayor parte de los países, en línea con la reducción de precios del petróleo y las menores previsiones de crecimiento. Sin embargo, se mantienen en varios países los riesgos de un impacto sustancial del aumento reciente del precio de los alimentos, generados por la sequía en EEUU. En cualquier caso, se prevé que la variación interanual de los precios se mantenga dentro de las bandas alrededor del objetivo de los bancos centrales.

El menor dinamismo de la demanda interna, la reducción de la inflación y la incertidumbre exterior sesgarán la política monetaria hacia un mayor apoyo a la actividad en América del Sur.

Los bancos centrales con objetivos de inflación girarán hacia mayores recortes de tipos de interés, como en el caso de Brasil, Colombia y Uruguay, o hacia el mantenimiento de los tipos de interés en los niveles actuales por un tiempo muy prolongado, retrasando las primeras subidas en el caso de Chile y Perú hasta inicios de 2014. En México, las previsiones sobre los tipos de interés oficiales se mantienen inalteradas y apuntan a una primera subida a mediados de 2013, en un contexto de mayores presiones sobre la inflación que en América del Sur.

Los tipos de cambio retomarán la tendencia a la apreciación a medida que se vayan reduciendo las tensiones financieras en Europa y, por tanto, la aversión global al riesgo, de forma similar a lo sucedido en los tres primeros meses de 2012.

Los saldos fiscales y exteriores se mantendrán en rangos manejables. Las previsiones de déficit fiscal empeoran ligeramente por un menor crecimiento esperado y precios más bajos para las materias primas de exportación, pero en algunos países se ven compensados por mejores datos de ejecución en el primer semestre y, en Brasil, por una menor carga del servicio de la deuda. El déficit externo acusa el impacto negativo de menores precios de exportación, compensado en parte con menores importaciones.

El principal riesgo global lo constituye un posible empeoramiento súbito y profundo de la crisis en Europa. La región está preparada para soportar ese shock que, sin embargo, tendría un impacto considerable. La situación financiera de los países es sólida, con un aumento de las reservas internacionales, mejora de saldos fiscales y el amortiguador que representan los tipos de cambio flexibles. Además, las autoridades cuentan con la credibilidad ganada en las últimas dos décadas y la banca local se mantiene sólida. Sin embargo, el margen para políticas contracíclicas (monetarias y fiscales) es menor que en 2008 y los datos de actividad y confianza muestran una retracción más intensa a la esperada. El riesgo principal lo constituye la posible complacencia de las autoridades, que deberán mantener a las economías avanzando a una velocidad prudente.

Dentro de la región, las dudas sobre el sostenimiento del modelo de crecimiento en Brasil contrastan con el tono relativamente más positivo de las ganancias de competitividad en México. De este modo, se alimenta una reversión en las expectativas de los mercados con respecto a estos dos países y crece el riesgo de un arrastre de parte de Sudamérica en caso no se produzca el despegue esperado de la economía brasileña.


Sobre esta noticia

Autor:
Juan Sebastián Celis Maya (3029 noticias)
Fuente:
ape.org.co
Visitas:
307
Tipo:
Reportaje
Licencia:
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.