Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Angelalirio escriba una noticia?

Blindemos el Proceso de Paz

15/06/2013 16:57 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El Acuerdo para la terminación del conflicto y la construcción de una paz estable y duradera, tiene una agenda de seis puntos, reglas de funcionamiento, marco metodológico y fecha cierta de suscripción, instalación e iniciación. Pero no, una fecha cierta y definitiva para el Acuerdo Final

Por: Ángel Alirio Moreno Mateus

El Acuerdo General para la terminación del conflicto y la construcción de una paz estable y duradera, suscrito por el Gobierno de Colombia y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia-EP, en el cual actúan como garantes los gobiernos de Cuba y Noruega y como acompañantes Venezuela y Chile, tiene acordada una agenda de seis puntos, unas reglas de funcionamiento, un marco metodológico y una fecha cierta de suscripción, instalación e iniciación de los diálogos, sesiones y discusiones, pero no, una fecha cierta y definitiva para la firma del Acuerdo Final. Este Acuerdo General es ley para las partes, cueste lo que cueste y dure lo que tenga que durar, “hasta que todo este acordado”. Lo que está claro, es que no irá más allá del medio siglo de guerra que llevamos.

Ya superado el primer punto de los seis de la agenda, sabemos que existe un borrador de acuerdo sobre la política de desarrollo agrario integral, que sólo conoceremos cuando se firme el acuerdo final, el cual da inicio a una etapa de implementación, verificación y refrendación. Hoy avanzamos en el punto de participación política que deberá definir el borrador sobre derechos y garantías para la oposición política y para los movimientos que surjan luego del “acuerdo final”. En este segundo punto se debatirá el acceso a medios de comunicación, mecanismos de participación ciudadana y sobre medidas efectivas para promover y garantizar la participación ciudadana en la política, en condiciones de igualdad y seguridad. También se debatirá, en otro de los puntos, la intensificación del combate para acabar con las organizaciones criminales y sus redes de apoyo como el mercado de las drogas ilícitas y la corrupción. Es decir un todo, que no se acuerda de la noche a la mañana.

Creo que frente a la realidad del texto del acuerdo, debemos reflexionar. Por ahora no se requiere de una Asamblea Constituyente o de un mecanismo de refrendación, porque sencillamente “no todo está acordado”, es decir no hay un producto para someterlo a consideración de la ciudadanía nacional. Para llegar al acuerdo final, falta mucha agenda por agotar. Por otro lado, está definido, - firmado-, que el cese al fuego y de hostilidades bilateral y definitivo, se iniciará con la firma del acuerdo final, momento en que se dará comienzo a la dejación de armas y a la reincorporación de las FARC-EP a la vida civil, en lo económico, lo social y lo político, -de acuerdo con sus interés-.

Para la integralidad del acuerdo, resulta indiferente el aplazamiento o no de las próximas elecciones. El acuerdo avanzará, independientemente de estas

Querámoslo o no, las FARC-EP son hoy, una fuerza política-armada, rebelde, un seudoestado, dentro del Estado, legitimado y reconocido internacionalmente, con quienes nos tendremos que entender en lo social, lo económico y lo político por los próximos tiempos, si queremos paz estable y duradera.

Para la integralidad del acuerdo, resulta indiferente el aplazamiento o no de las próximas elecciones. El acuerdo avanzará, independientemente de estas. Lo que si resulta claro, es que llegado el acuerdo final, vendrá como consecuencia el proceso de implementación, es decir la ejecución del acuerdo, con el respectivo acompañamiento internacional y la refrendación, a través de un mecanismo de participación idóneo. Y ello, determinará un nuevo régimen social, económico y político. El régimen político acordado, dudo mucho que sea el mismo y en consecuencia, su implementación pasará por la conformación de un nuevo órgano del poder legislativo que determinaría la revocatoria del Congreso Nacional que se elija en marzo próximo, -en medio del conflicto-, a no ser que la agenda se dilate hasta noviembre de 2017, que lo dudo. ¿Y con respecto a la Presidencia de la Republica? Reflexionemos.


Sobre esta noticia

Autor:
Angelalirio (84 noticias)
Visitas:
275
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.