Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que 20minutos.es escriba una noticia?

Fernando Alonso se hace todoterreno

0
- +
21/01/2020 01:36 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

"Muy bien tú también, chaval. Enhorabuena". Con estas palabras, Carlos Sainz felicitaba a Fernando Alonso en el vivac de Qiddiyah nada más conquistar su tercer rally Dakar. El madrileño de 57 años y toda una vida entre barro, tierra y arena reconoció así el excepcional 13º puesto final con el que el expiloto de F1 completaba su primera participación en el raid más duro del mundo.A nadie se le escapa que el reto al que se enfrentó Alonso cuando decidió inscribirse en el Dakar era, posiblemente, el más difícil de su carrera, lo que da más valor a ese puesto.Cuando decidió dar el salto de la Fórmula 1 a Indianápolis en 2017 sólo tenía que cambiar un tipo de monoplaza por otro, por lo que la adaptación fue relativamente sencilla. Con sus pequeñas peculariedades, Alonso dejó por unos días su McLaren para subirse al Andretti Autosport con el que buscó el más difícil todavía: ganar las 500 millas de Indianápolis. El experimento le salió mal, rotura de motor Honda mediante, pero ya había salido de su zona de confort. Alonso, como las grandes leyendas del pasado, probaba de manera empírica que hay mucha vida fuera de la Fórmula 1.El infructuoso intento de asalto al 'brickyard' le dio más ganas aún de cumplir con su gran sueño de competir en las 24 horas de Le Mans. Su buen amigo Mark Webber le metió el veneno de la Resistencia en el cuerpo, y pese a que su sitio en Porsche en 2015 se lo acabó quedando Nico Hülkenberg (y ganó), nunca abandonó ese sueño. Toyota lo sabía y en 2018 empezó un matrimonio que le llevó a disputar una ' supertemporada ' para ganar en dos ocasiones (la segunda con una buena dosis de fortuna) la carrera más grande del mundo, que es como se conoce a la cita del circuito de La Sarthe.La adaptación a competir junto a otros dos pilotos con el mismo bólido, afrontar carreras que multiplicaban de manera exponencial el esfuerzo y concentración necesarios o simplemente estar al volante en tandas de varias horas fueron sólo algunos retos con los que Alonso se encontró en el WEC. Los resultados hablan por sí mismos, si bien las circunstancias le fueron propicias: Toyota se encontró como único equipo con opciones a victoria toda vez que Porsche y Audi dejaron el campeonato para dedicarse a otros menesteres, con la Fórmula E como gran laboratorio de experimentos .Rey de la Resistencia, con victorias no sólo en Le Mans, sino también en Daytona y Sebring, empezó a mirar con ojos libidinosos la posibilidad del más difícil todavía: ¿y si daba el salto al Dakar? Una charla con Nasser Al-Attiyah, a quien le unía su vinculación con Toyota, y una batería de preguntas con la que bombardeaba a Sainz (padre) cada vez que coincidían derivó en un proyecto que culminó el pasado viernes en Arabia: Fernando Alonso se convirtió en el primer campeón del mundo de Fórmula 1 que disputaba el rally Dakar.Alonso pasó de ser un novato ilustre en la lista de inscritos a contar, y de manera muy seria, para los podios e incluso alguna victoria de etapa. Pero el Dakar no le eligió para llegar primero en ninguna etapa, pero las sensaciones no pueden ser más positivas en su primera aventura allí.Entre ceja y ceja tiene el 26 de mayo. Ya sin McLaren, que le hizo fracasar estrepitosamente en 2019, buscará a la tercera la victoria en Indianápolis. Y si le sale bien, quizá entonces, lo deje. O no.


Sobre esta noticia

Autor:
20minutos.es (48231 noticias)
Fuente:
20minutos.es
Visitas:
7
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.