Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Francisco Leal Mateus escriba una noticia?

Pandemia: Entre murciélagos, ratas de alcantarilla y otros parásitos

20/04/2020 14:55 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El Covid-19 no sólo ha sacado a relucir lo mejor del ser humano si no también lo más bajo, egoísta y vil de una clase política, gobernante, y empresarial -cómplice y ocasional- que se aprovecha de lo público

 

Por Francisco Leal Mateus

Consultor en medios y marca personal (*)

Bogotá

 Una cosa es ver oportunidades de negocio en épocas de crisis, como vender pañuelos mientras otros lloran; y otra es robarse los recursos de los subsidios, o las ayudas para comprar medicamentos o equipos para atender la crisis de la pandemia del Covid-19 en el país; mediante la triplicación de sus costos, utilizando como cómplices, en la manguala a sociedades o fundaciones recién creadas, a expensas de la emergencia sanitaria que se vive. O destinar dichos recursos para contratar personal, que no tiene nada que ver con la atención a pacientes, si no para otras áreas y cumplir con compromisos burocráticos en los entes territoriales. Alimentando una cadena de corrupción y sobornos.

La pandemia del Covid-19 no sólo ha sacado a relucir lo mejor del ser humano si no también lo más bajo, egoísta y vil de una clase política gobernante que se aprovecha de lo público para engrosar sus arcas sin importarle que esto ocasione indirectamente la muerte de muchas personas contagiadas. Aunque los murciélagos, los quirópteros (Chiroptera); son unos mansos mamíferos frente a lo que representa el mayor depredador de la humanidad: El Hombre, una rata de alcantarilla. Y no comparto el papel que ha jugado el mandatario de los colombianos en ésta emergencia si quiero resaltar que el Presidente Iván Duque ha dicho con toda razón que quienes se roban un peso, de las ayudas para los más pobres y afectados por la pandemia, “son ratas de alcantarilla y bandidos de la peor ralea”, a los que les tiene que caer todo el peso de la ley. Espero que esto se haga efectivo, pero no con salidas en falso como el grupo Élite anticorrupción que anunció la Vicepresidenta Martha Lucía Ramírez, si no por parte de los entes de control (las ías): Contraloría, Procuraduría y Fiscalía. Que no se queden en simples titulares de prensa. Quienes se apropian de lo público son unos parásitos que se reproducen y viven de saquear las finanzas de los entes territoriales y de la Nación. Las ías deben ¡actuar! Mañana es tarde, una muerte es el resultado de una acción fallida.

Mientras en las universidades, y regiones del país, germinan emprendedores que buscan dar a conocer sus innovaciones para enfrentar el coronavirus en otras ciudades se reproducen empresas o fundaciones que ganan contratos para suministrar mercados, productos y equipos médicos, con el patrocinio de los mandatarios locales, a precios que superan hasta tres veces el valor del mercado. Esto en detrimento de los colombianos que requieren una atención prioritaria de salud o la ayuda con alimentación básica. Sin mencionar el auxilio que requieren los microempresarios o las pequeñas y medianas empresas para sobrevivir y no quebrarse.

De acuerdo con la Oficina de la ONU contra las Drogas y el Delito (UNODC por sus siglas en inglés), aproximadamente entre el 10 y 25 por ciento de todo el dinero gastado en adquisiciones a nivel mundial se pierde en corrupción.

Transparencia Internacional, sin embargo, viene exigiendo a los gobiernos actuar con mayor transparencia para mejorar la adquisición de medicamentos y vacunas, fomentar las contrataciones abiertas y transparentes, evitar el aumento ilegal de precios de medicamentos y suministros médicos, y compartir información sobre la escasez de medicamentos de manera oportuna.

Los entes de control deben ¡actuar! Mañana es tarde, una muerte es el resultado de una acción fallida

Además, recomienda, que los gobiernos deben mejorar la transparencia de los datos de las pruebas clínicas para que los científicos de todo el mundo puedan construir sobre los avances ya realizados y no de empezar sus investigaciones de cero.

Igualmente, es importante, indica un informe de Transparencia Internacional; los gobiernos deben prevenir más la propagación de información falsa y proteger a los alertadores en sus esfuerzos por salvar vidas y reducir el riesgo de soborno en hospitales y centros de salud.

Por último, es necesario reducir la influencia de los grandes intereses privados y es esencial que los gobiernos tomen mejores decisiones en favor del bien público. La salud pública, y no los intereses políticos o empresariales, debe ser la prioridad. Hay crisis, muertes y quiebras, pero lo económico no debe ser lo prioritario sobre el derecho a la vida.

Quién trabaja, compra o consume si la vida se puede extinguir por no priorizar lo esencial.

 Recuerda: #quedateencasa

 

 __

(*) Abogado, Comunicador Social-Periodista, Locutor, Productor de Radio y TV. Asesor en media training, marketing político, imagen pública y marca personal.

 


Sobre esta noticia

Autor:
Francisco Leal Mateus (44 noticias)
Visitas:
8256
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.