Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Galdo Fonte escriba una noticia?

PODEMOS: La pirámide y los círculos

07/07/2019 12:31 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Mientras se acentúa el deterioro de PODEMOS, Iglesias que se mantuvo mudo ante la derrota, lejos de afrontar con inmediatez el necesario giro de reconducción, opta por la promoción ministerial de él y su séquito a pesar que las urnas le situaron La Moncloa mucho más lejos que Galapagar

En la esfera política aquellos partidos que en el ámbito municipal no cuenten con estructura adecuada para cumplir sus objetivos, al no mantener conexión directa con la ciudadanía no solo comprometen su eficiencia funcional sino que arriesgan en gran medida su propia supervivencia, y este déficit es justa la causa de la gradual devaluación que viene padeciendo PODEMOS, pues a pesar que estatutariamente instituye los círculos como herramienta para promover la participación, el debate y la relación activa de la organización con la sociedad, la realidad operativa dista mucho de la teoría, todavez que lejos de cumplir la finalidad de empoderar a la gente y dar protagonismo a los ciudadanos lo cierto es que desde Vistalegre II los círculos pasaron a ser irrelevantes.

En aquella Asamblea Ciudadana se le confirió el poder absoluto a Pablo Iglesias. y por tal motivo, desde entonces las discusiones políticas han desaparecido del seno de los Círculos que por factor inducido han perdido su cometido original para transformarse en agrupaciones descapitalizadas de toda finalidad efectiva y por tanto sin motivo ni razón de continuidad.

Esa alteración hizo que la gente dejase de participar por pérdida de entusiasmo, y que al sentirse engañados optasen por abandonar definitivamente el proyecto, pues no hemos de obviar que la gran mayoría de los hombres y mujeres que recalaron e PODEMOS se inscribieron en la formación con el ánimo de hacer política de forma y manera distinta, y eso es algo que para nada se está dando, evidenciándose que en un tiempo record pasó de ser una organización horizontal, a actuar como cualquier otro partido tradicional por imposición de la más absoluta verticalidad, donde las bases han sido ignoradas mas allá de lo tolerable.

Atrás queda el 15M, de las asambleas del «no nos representan», y la estructura del actual Podemos para nada está democratizada más bien cerrada a cal y canto a la participación directa. lo que refleja que pasado un lustro de su constitución el partido de Pablo Iglesias dejó de ser el azote de la casta y tras renunciar a las “nuevas formas de hacer política” se conforma por la continuidad y ser una parte inoperante de ese Partido Comunista (IU) decrépito y extemporáneo, sin influencia alguna en la vida política española, facilitando de ese modo la continuidad y supervivencia de un Régimen decadente como el dimanante del 78.

Si en su manifiesto fundacional, en enero de 2014, los promotores de PODEMOS establecían como objetivo «convertir la indignación en cambio político»; y aprovechando la coyuntura del momento activar una nueva oferta política «al servicio de la gente», se equivocaron de plano al pensar que para alcanzar esa meta bastaba con unir a ciudadanos «indignados», en candidaturas instrumentales para ganar las elecciones y ocupar el poder, pues no era suficiente con utilizar el relato sobre la corrupción y la crisis cuando faltaba estructura organizativa acorde a la finalidad del proyecto.

Atrás queda el 15M, de las asambleas del «no nos representan», y la estructura del actual Podemos para nada está democratizada, más bien cerrada a cal y canto a la participación directa

Carencia que lejos de resolverse vino a complicarse en mayor medida cuando en la primera Asamblea de Vistalegre se establecieron las pautas de jerarquía y control interno de la organización en el contexto de un proceso de verticalización en donde los círculos, perdían la condición de distintivos de la nueva política para convertirse en un mero referente testimonial.

Circunstancia cuyo impacto menoscabó la ilusión de los que creyeron de partida que con PODEMOS estaba ideado un nuevo estilo de hacer política sin riesgo a que sus planteamientos se vieran alterados por la mala praxis de los viejos hábitos de los partidos de la casta. Una deriva que paradójicamente más que ser instada externamente, en su ambición fue propiciada por el propio Secretario General que no reparó en liquidar toda disidencia partidaria de la descentralización y horizontalización, o decapitar a todo aquel que se resistió a convertir la formación morada a en un partido clásico de marcada raigambre comunista; una purga consumada en Vistalegre II cuando en su determinante pulso por el poder se deshizo de buena parte del núcleo fundacional.

Tan sucesivos y complejos avatares hicieron crecer la decepción de quienes comprobaron como la idea original de Podemos se desvanecía, una frustración que se acentuaba al evidenciarse que electoralmente la consecuencia de sus efectos no solo estancaba su crecimiento en las urnas sino también aceleraba su desplome, un deterioro que no tendrá vuelta atrás en tanto se mantenga en su seno el anacronismo bolchevique como estrategia de afianzamiento en el poder, y no se opte por la reconciliación con la democracia participativa aplicando la descentralización del partido para que las decisiones se tomen de abajo hacia arriba y no al revés.

Pues sobra decir que el actual formato, el PODEMOS piramidal es la antítesis del que en esencia patrocinaba la primacía de los círculos; lo que sin extremaución viene a certificar la defunción de su continuidad política.

 


Sobre esta noticia

Autor:
Galdo Fonte (394 noticias)
Visitas:
4988
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas
Lugares

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.