Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Mepasoeldiacomprando escriba una noticia?

Prendas que una madre con niños pequeños no debería llevar (y que siempre olvido)

08/09/2014 09:50 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Soy la orgullosa madre de dos niños, uno de casi cuatro años y otro a punto de hacer año y medio. Pero ser madre fashionista no es fácil. Hay muchas prendas preciosas que compré antes de ser mamá o que compré en un arrebato de " me gusta y punto, ya tendré ocasión de ponermelo en algún momento " que, realmente, no son para una madre. O por lo menos, no para mi, que trabajo desde casa y que mi planazo diario es casa, parada bus, guardería y parque. Igual cuando vas a trabajar a una oficina, o para otros momentos en que hay que arreglarse, todavía sirven, pero de normal, no.

image

Hagamos una recopilación de las prendas menos prácticas que puede llevar una madre con niños pequeños:

* Vaqueros blancos. Indicados para que ese día el niño pegue su merienda a tus piernas, o para que en un momento de llanto, lo cojas en brazos y te deje las huellas de sus pies marcadas. * Cartera de mano. Con niños pequeños siempre te faltan manos, así que un bolso que no se sujete solo en tu hombro lo único que hace es estorbar. * Maxicollares. Tan monos con sus piedrecitas de colores... y tan atractivos para que un niño de un año tire de ellos todo el rato. * Tops con incrustaciones de pedrería. Ídem al punto anterior. * Taconazos. Ideales para perseguir a tu hijo cuando se va corriendo por libre. * Jerséis de cachemire o angora. Suaves, cómodos, cálidos, caros y propensos a que te los pongas el día que tu hijo te vomita encima, te pase la mano manchada de galleta por el jersey o tire todo el rato del mismo para reclamar tu atención, cediéndotelo para siempre. * Minibolsos. Si en un bolso de una mujer cabe su vida, en el de una madre cabe su vida y la de sus hijos. En mis bolsos encuentras pintalabios, cartera, móvil, coches, toallitas y un largo etc. de cosas cuyo origen es un misterio. * Escotes ligeramente generosos. A nada que sea un poco amplio, es el sitio perfecto para que tu pequeño se cuelgue dejando ver tus alegrías (o miserias) a todo el personal. * Medias finas. Si antes de ser madre ya me duraban poco sin enganchones, ahora todavía menos. Aunque la recompensa la tengo cuando el mayor me dice: Amatxu, pero que guapa estás con vestido y con medias.

Y haciendo recuento ¡tengo todas esas prendas en el armario! Adivinad cuantas veces me las pongo, o cuantas veces me las pongo y acabo arrepintiéndome. Ahí están muertas de risa en el armario.

Si es que es un lío lucir cierta ropa mona con niños, fijaros en Angelina Jolie, que hasta sus hijos le han decorado su vestido de novia. Apuesto que los míos habrían hecho unos dibujos bastante más grandes, feos y por la zona que no tocaba decorar.


Sobre esta noticia

Autor:
Mepasoeldiacomprando (787 noticias)
Fuente:
mepasoeldiacomprando.com
Visitas:
1749
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.