Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Manuel Vives escriba una noticia?

Que Paradoja

06/05/2009 09:54 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El país vive una situación económica difícil pero se presentan situaciones sociales tan disímiles.

Se casa el hijo del industrial Julio Mario Santodomingo, no importa su nombre, su futuro está asegurado antes de nacer, su prometida es una mujer la editora de la revista Vogue, es espigada, rubia, casi anoréxica, los dos hacen parte del “Jet Set” norteameriacano, entre los invitados está una candidata a la presidencia de los Estados Unidos, presidentes de compañías, multimillonarios de cualquier parte del mundo, actores de Hollywood, jeques árabes, el presidente de Colombia, varios ex presidentes, la prensa desde hace un mes cubre el evento, se da información desde todos los ángulos.

Se casa mi compadre Ramón, famoso moto taxista del barrio Santo Domingo de Guzmán al sur de la ciudad, su destino el rebusque, sobrevivir, su futura mujer Jeidi (así lo escribe) una niña de 15 años que ya tiene sus “pokemon” bien visibles (así le llaman para abreviar, realmente es su poco de mondongo, tejido adiposo que sobresale a la altura de la cintura), entre los invitados están algunos paracos (paramilitares), los poteras, los de la patrulla 15 y los alacranes bandas delincuenciales que azotan a Barranquilla, las chismosas del barrio llevan más de un mes hablando del asunto, algunas dicen “que la pelaíta está empreñá”, otras que Toto, papá de Jeidi “le dijo a Ramón que le respondiera por la pelá, porque él la rompió”.

Como se acostumbra en los Estados Unidos la familia de la novia hará una recepción el día anterior de la boda en el hotel Santa Clara de Cartagena, la boda será en la San Pedro Claver, una edificación religiosa de gran valía arquitectónica de principios de la Colonia, posterior a la unión los invitados y los novios irán en yate y helicóptero a la isla privada de los Santodomingo en Barú, diez chef traídos de diferentes partes del mundo se encargarán de la comida, un grupo de rock, una cantante famosa y una orquesta de salsa internacional harán la recreación musical, 20 reconocidos “barmans” se encargaran del licor que será importado.

Como se acostumbra en el barrio Ramón y sus “llaves” (amigos) se van para donde Fredy, casa de lenocinio, allá le tienen una cachaca apartada al casadero, Jeidi empleará su tiempo antes de la unión en un baño de novia (las bañan hasta con agua destilada) regalo de una tía que vive en Venezuela, la boda será en una iglesia evangélica del barrio, las católicas pedían “100 lucas” (100 mil pesos) por efectuarla, después de la ceremonia cerrarán la calle con las motos de los compañeros para “armar la rumba”, ya tienen vistas las gallinas de la señora Gumercinda, una vecina solterona y amargada, para hacer un sancocho gigante, el pick up (equipo de sonido de volumen estridente) el rojo de Cartagena se encargará de la música y por último en un alambique del barrio las Nieves le venderán el trago, más conocido como “cococho”, si lleva las botellas el costo es menor.

Porque la mayoría del pueblo vive un no futuro, quizás un golpe de suerte, o tal vez una hecatombe podrá cambiar los destinos.

Los novios viajarán durante tres meses por todo el mundo como luna de miel, para los regalos de los novios se hicieron listas en tres grandes cadenas de almacenes de Nueva York, pero el obsequio más grande lo aporta Julio Mario Santodomingo una isla propia en las Bahamas, el vestido de la novia es un diseño exclusivo de Versace y el del novio de Oscar de la Renta, las argollas fueran compradas con en la joyería Arrows de Nueva York, la familia pondrá a disposición de los invitados 4 Jets que pueden transportar 200 personas, las directivas del aeropuerto Rafael Nuñez de Cartagena ya realizaron un plan de contingencia debido a la cantidad de tráfico que tendrán por estos días.

Lo de la luna de miel de los novios será en un motel donde paguen la amanecida, claro si les queda dinero después de la rumba, sino será dormir cada quien en su casa mientras buscan habitación para mudarse, con seguridad lo que más recibirán serán implementos para la cocina, pobre Jeidi, esas serán sus herramientas de trabajo de ese día en adelante, el vestido del novio debe devolverlo a más tardar el domingo en la mañana porque es que utiliza un tío que es guarda de seguridad en una empresa al norte de la ciudad, el de la novia fue una copia de un figurín de la abuela que es costurera, las argollas son de plata ley 925 compradas en la feria artesanal, eso sí, marcadas con sus nombres, un primo desempleado dijo que el se encargaría de cuidar las motos que lleguen para el rebusque, eso si que le guarden tres botellas de “cococho” para el día siguiente.

La vida es así, las diferencias entre seres humanos son abismales, tal vez Ramón con lo único que asocia a los Santodomingo es con la cerveza Águila, con seguridad nunca se conocerán, sus descendientes tampoco, sus hijos nunca irán a la misma escuela. Porque la mayoría del pueblo vive un no futuro, quizás un golpe de suerte, o tal vez una hecatombe podrá cambiar los destinos, un mundo comunista está comprobado no le gusta al pueblo porque sería compartir pobreza, pero si el Estado brindara oportunidades el salto de Ramón no sería tan inverosímil.


Sobre esta noticia

Autor:
Manuel Vives (3 noticias)
Visitas:
993
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.