Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Emiro Vera Suárez escriba una noticia?

Una vampira en el castillo imperial, destella por criar burros

17
- +
27/11/2017 22:30 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Alma, acaba de Nacer y los ciudadanos se aglomeraron frente a la tienda

Fuente Literaria/ Relato de Ciencia Ficción. 1:22

Una vampira en el castillo imperial, destella por criar burros

 

Sirehua, se comunicó conmigo pasado el amanecer, me empeñe en tratarle, porque tenia fuerza en su espíritu para visualizar, las cosas más allá de lo sensible. La vida, es espejo, donde se coloque, allí observamos   nuestra existencia y somos una producción genética de esa verdad.

Alma, acaba de Nacer y los ciudadanos se aglomeraron frente a la tienda, la trasladaron a un espacio más abierto, donde se le podía conversar y su hogar tiene una diversidad de pantallas. Para conversar con ella, Acá los recién nacidos tienen oportunidad de fortalecerse y, comunicarse. Su alimento es prioritario.

- Hola Alma, gracias por nacer. Has crecido y tus dientes de leche son muy blancos. Después de abrazarla, le ofrecí unos chocolates blancos.

 que ha logrado desembarazarse de cosas tan poco elegantes como los instintos animales o la religión.Obviamente, esta simiente degenerada ha evolucionado hacia formas de vida inferiores, como hombres-topo y hombres-cebra, aunque quedan algunos que llevaban una copia de la Constitución yanqui y bolivariana, que son unos salvajes buenos. Lo primero, era la burguesía. Estos, los pobres.

Es cierto que la vida animal aún no ha sido sometida, como inevitablemente tendría que haber sido -sus labios se fruncieron-. De todos modos, yo, como historiador con un interés especial en lo preutópico, doy las gracias por la suerte de poder ver algo de un planeta en el cual las sociedades animales, tal y como yo lo entiendo, se aproximan a lo que debía de ser la vida en la tierra antes el burrismo, una nueva generación, aparecida en los últimos diez y ochos años.

Los pensamientos futuristas son realmente excepcionales: El colonialismo en planetas distintos para la explotación de recursos, la máquina llamada órgano de inventos que permite que la persona pueda experimentar cualquier tipo de sentimiento o estado de ánimo con un grado de intensidad variable. Nos llegó la mecanización.

Se plantean varias reflexiones filosóficas derivadas de: la importancia de la posesión de un animal verdadero (extinguidos casi hasta la totalidad debido a las guerras), la integración de los androides (Andrillos) en el mundo de los humanos etc... Personalmente, Soy androide.

Este es un planeta a oscuras, una legión de mujeres adora al único vampiro cercano y lo alimentan con sus sangres, el castillo, donde reside este misterioso hombre, es visitado por jóvenes que le dan de sus sangres para mantenerlo despierto.

Las puertas del Castillo, poco se abren. Y, su mito es elocuente por la manera de tratar a sus huéspedes.

–Peor que la muerte es la cobardía de quien promete volver sabiendo que no lo hará,

Está siempre detrás de mí, tal vez me quiere decir algo o me quiere matar.  Imaginación o mentira, horror o desprecio, una obsesión o una inventada razón para huir, hacían de ella un espectro urgente.

Meses pasaron y fueron muchas las noches que la escuchaba llorar. Confieso que yo sentía su desolación, su desprotección e intentaba, una y otra vez, comprenderla, pero no lo lograba. Durante el día nos saludábamos con un ligero movimiento de cabeza, pero unos instantes bastaban para notar las azuladas venas que se bifurcaban en su frente. La veía caminar deprisa, agitada y empequeñecida cada vez más, tan aislada, tan fuera de sí. La huida y el hombre agazapado en su espalda la enloquecían.

Me espera, el Castillo Azul.

Venezuela, en el caos financiero y la banca, controlando al gobierno.

Peor es la cobardía de quien promete volver sabiendo que no lo hará-, me había dicho un día. Entonces lo comprendí todo y con rabia, tomé aquel cuadro que al reflejarse ocupaba todo su mundo enfermo de nostalgia y lo dejé caer. Ella escapaba de él porque él representaba su soledad, su espera interminable, su fragilidad extranjera, la pérdida de una identidad.

-Ya no te perseguirá- le susurré al oído. Ya no te recordará tu soledad atroz, respira ya. ¡Respira ya!

Y entonces la verdadera historia, creo aún, quedó revelada. Apenas legible sobre aquella fotografía arrugada, pude descifrar una o dos palabras: hija, hija.

El planeta de los burros, nos mato de hambre, La galaxia se estremece de esa verdad. Muchos viajan a otra galaxia

Fuente Literaria/ Relato de Ciencia Ficción. 1:22

Una vampira en el castillo imperial, destella por criar burros

 

Sirehua, se comunicó conmigo pasado el amanecer, me empeñe en tratarle, porque tenia fuerza en su espíritu para visualizar, las cosas más allá de lo sensible. La vida, es espejo, donde se coloque, allí observamos   nuestra existencia y somos una producción genética de esa verdad.

Alma, acaba de Nacer y los ciudadanos se aglomeraron frente a la tienda, la trasladaron a un espacio más abierto, donde se le podía conversar y su hogar tiene una diversidad de pantallas. Para conversar con ella, Acá los recién nacidos tienen oportunidad de fortalecerse y, comunicarse. Su alimento es prioritario.

- Hola Alma, gracias por nacer. Has crecido y tus dientes de leche son muy blancos. Después de abrazarla, le ofrecí unos chocolates blancos.

Aquí, los seres humanos han evolucionado a una sociedad superlógica, que ha logrado desembarazarse de cosas tan poco elegantes como los instintos animales o la religión.Obviamente, esta simiente degenerada ha evolucionado hacia formas de vida inferiores, como hombres-topo y hombres-cebra, aunque quedan algunos que llevaban una copia de la Constitución yanqui y bolivariana, que son unos salvajes buenos. Lo primero, era la burguesía. Estos, los pobres.

Es cierto que la vida animal aún no ha sido sometida, como inevitablemente tendría que haber sido -sus labios se fruncieron-. De todos modos, yo, como historiador con un interés especial en lo preutópico, doy las gracias por la suerte de poder ver algo de un planeta en el cual las sociedades animales, tal y como yo lo entiendo, se aproximan a lo que debía de ser la vida en la tierra antes el burrismo, una nueva generación, aparecida en los últimos diez y ochos años.

Los pensamientos futuristas son realmente excepcionales: El colonialismo en planetas distintos para la explotación de recursos, la máquina llamada órgano de inventos que permite que la persona pueda experimentar cualquier tipo de sentimiento o estado de ánimo con un grado de intensidad variable. Nos llegó la mecanización.

Se plantean varias reflexiones filosóficas derivadas de: la importancia de la posesión de un animal verdadero (extinguidos casi hasta la totalidad debido a las guerras), la integración de los androides (Andrillos) en el mundo de los humanos etc... Personalmente, Soy androide.

Este es un planeta a oscuras, una legión de mujeres adora al único vampiro cercano y lo alimentan con sus sangres, el castillo, donde reside este misterioso hombre, es visitado por jóvenes que le dan de sus sangres para mantenerlo despierto.

Las puertas del Castillo, poco se abren. Y, su mito es elocuente por la manera de tratar a sus huéspedes.

–Peor que la muerte es la cobardía de quien promete volver sabiendo que no lo hará,

Está siempre detrás de mí, tal vez me quiere decir algo o me quiere matar.  Imaginación o mentira, horror o desprecio, una obsesión o una inventada razón para huir, hacían de ella un espectro urgente.

Meses pasaron y fueron muchas las noches que la escuchaba llorar. Confieso que yo sentía su desolación, su desprotección e intentaba, una y otra vez, comprenderla, pero no lo lograba. Durante el día nos saludábamos con un ligero movimiento de cabeza, pero unos instantes bastaban para notar las azuladas venas que se bifurcaban en su frente. La veía caminar deprisa, agitada y empequeñecida cada vez más, tan aislada, tan fuera de sí. La huida y el hombre agazapado en su espalda la enloquecían.

Me espera, el Castillo Azul.

Venezuela, en el caos financiero y la banca, controlando al gobierno.

Peor es la cobardía de quien promete volver sabiendo que no lo hará-, me había dicho un día. Entonces lo comprendí todo y con rabia, tomé aquel cuadro que al reflejarse ocupaba todo su mundo enfermo de nostalgia y lo dejé caer. Ella escapaba de él porque él representaba su soledad, su espera interminable, su fragilidad extranjera, la pérdida de una identidad.

-Ya no te perseguirá- le susurré al oído. Ya no te recordará tu soledad atroz, respira ya. ¡Respira ya!

Y entonces la verdadera historia, creo aún, quedó revelada. Apenas legible sobre aquella fotografía arrugada, pude descifrar una o dos palabras: hija, hija.

El planeta de los burros, nos mato de hambre, La galaxia se estremece de esa verdad. Muchos viajan a otra galaxia

Fuente Literaria/ Relato de Ciencia Ficción. 1:22

Una vampira en el castillo imperial, destella por criar burros

 

Sirehua, se comunicó conmigo pasado el amanecer, me empeñe en tratarle, porque tenia fuerza en su espíritu para visualizar, las cosas más allá de lo sensible. La vida, es espejo, donde se coloque, allí observamos   nuestra existencia y somos una producción genética de esa verdad.

Alma, acaba de Nacer y los ciudadanos se aglomeraron frente a la tienda, la trasladaron a un espacio más abierto, donde se le podía conversar y su hogar tiene una diversidad de pantallas. Para conversar con ella, Acá los recién nacidos tienen oportunidad de fortalecerse y, comunicarse. Su alimento es prioritario.

- Hola Alma, gracias por nacer. Has crecido y tus dientes de leche son muy blancos. Después de abrazarla, le ofrecí unos chocolates blancos.

Aquí, los seres humanos han evolucionado a una sociedad superlógica, que ha logrado desembarazarse de cosas tan poco elegantes como los instintos animales o la religión.Obviamente, esta simiente degenerada ha evolucionado hacia formas de vida inferiores, como hombres-topo y hombres-cebra, aunque quedan algunos que llevaban una copia de la Constitución yanqui y bolivariana, que son unos salvajes buenos. Lo primero, era la burguesía. Estos, los pobres.

Es cierto que la vida animal aún no ha sido sometida, como inevitablemente tendría que haber sido -sus labios se fruncieron-. De todos modos, yo, como historiador con un interés especial en lo preutópico, doy las gracias por la suerte de poder ver algo de un planeta en el cual las sociedades animales, tal y como yo lo entiendo, se aproximan a lo que debía de ser la vida en la tierra antes el burrismo, una nueva generación, aparecida en los últimos diez y ochos años.

Los pensamientos futuristas son realmente excepcionales: El colonialismo en planetas distintos para la explotación de recursos, la máquina llamada órgano de inventos que permite que la persona pueda experimentar cualquier tipo de sentimiento o estado de ánimo con un grado de intensidad variable. Nos llegó la mecanización.

Se plantean varias reflexiones filosóficas derivadas de: la importancia de la posesión de un animal verdadero (extinguidos casi hasta la totalidad debido a las guerras), la integración de los androides (Andrillos) en el mundo de los humanos etc... Personalmente, Soy androide.

Este es un planeta a oscuras, una legión de mujeres adora al único vampiro cercano y lo alimentan con sus sangres, el castillo, donde reside este misterioso hombre, es visitado por jóvenes que le dan de sus sangres para mantenerlo despierto.

Las puertas del Castillo, poco se abren. Y, su mito es elocuente por la manera de tratar a sus huéspedes.

–Peor que la muerte es la cobardía de quien promete volver sabiendo que no lo hará,

Está siempre detrás de mí, tal vez me quiere decir algo o me quiere matar.  Imaginación o mentira, horror o desprecio, una obsesión o una inventada razón para huir, hacían de ella un espectro urgente.

Meses pasaron y fueron muchas las noches que la escuchaba llorar. Confieso que yo sentía su desolación, su desprotección e intentaba, una y otra vez, comprenderla, pero no lo lograba. Durante el día nos saludábamos con un ligero movimiento de cabeza, pero unos instantes bastaban para notar las azuladas venas que se bifurcaban en su frente. La veía caminar deprisa, agitada y empequeñecida cada vez más, tan aislada, tan fuera de sí. La huida y el hombre agazapado en su espalda la enloquecían.

Me espera, el Castillo Azul.

Venezuela, en el caos financiero y la banca, controlando al gobierno.

Peor es la cobardía de quien promete volver sabiendo que no lo hará-, me había dicho un día. Entonces lo comprendí todo y con rabia, tomé aquel cuadro que al reflejarse ocupaba todo su mundo enfermo de nostalgia y lo dejé caer. Ella escapaba de él porque él representaba su soledad, su espera interminable, su fragilidad extranjera, la pérdida de una identidad.

-Ya no te perseguirá- le susurré al oído. Ya no te recordará tu soledad atroz, respira ya. ¡Respira ya!

Y entonces la verdadera historia, creo aún, quedó revelada. Apenas legible sobre aquella fotografía arrugada, pude descifrar una o dos palabras: hija, hija.

El planeta de los burros, nos mato de hambre, La galaxia se estremece de esa verdad. Muchos viajan a otra galaxia

Fuente Literaria/ Relato de Ciencia Ficción. 1:22

Una vampira en el castillo imperial, destella por criar burros

 

Sirehua, se comunicó conmigo pasado el amanecer, me empeñe en tratarle, porque tenia fuerza en su espíritu para visualizar, las cosas más allá de lo sensible. La vida, es espejo, donde se coloque, allí observamos   nuestra existencia y somos una producción genética de esa verdad.

Alma, acaba de Nacer y los ciudadanos se aglomeraron frente a la tienda, la trasladaron a un espacio más abierto, donde se le podía conversar y su hogar tiene una diversidad de pantallas. Para conversar con ella, Acá los recién nacidos tienen oportunidad de fortalecerse y, comunicarse. Su alimento es prioritario.

- Hola Alma, gracias por nacer. Has crecido y tus dientes de leche son muy blancos. Después de abrazarla, le ofrecí unos chocolates blancos.

Aquí, los seres humanos han evolucionado a una sociedad superlógica, que ha logrado desembarazarse de cosas tan poco elegantes como los instintos animales o la religión.Obviamente, esta simiente degenerada ha evolucionado hacia formas de vida inferiores, como hombres-topo y hombres-cebra, aunque quedan algunos que llevaban una copia de la Constitución yanqui y bolivariana, que son unos salvajes buenos. Lo primero, era la burguesía. Estos, los pobres.

Es cierto que la vida animal aún no ha sido sometida, como inevitablemente tendría que haber sido -sus labios se fruncieron-. De todos modos, yo, como historiador con un interés especial en lo preutópico, doy las gracias por la suerte de poder ver algo de un planeta en el cual las sociedades animales, tal y como yo lo entiendo, se aproximan a lo que debía de ser la vida en la tierra antes el burrismo, una nueva generación, aparecida en los últimos diez y ochos años.

Los pensamientos futuristas son realmente excepcionales: El colonialismo en planetas distintos para la explotación de recursos, la máquina llamada órgano de inventos que permite que la persona pueda experimentar cualquier tipo de sentimiento o estado de ánimo con un grado de intensidad variable. Nos llegó la mecanización.

Se plantean varias reflexiones filosóficas derivadas de: la importancia de la posesión de un animal verdadero (extinguidos casi hasta la totalidad debido a las guerras), la integración de los androides (Andrillos) en el mundo de los humanos etc... Personalmente, Soy androide.

Este es un planeta a oscuras, una legión de mujeres adora al único vampiro cercano y lo alimentan con sus sangres, el castillo, donde reside este misterioso hombre, es visitado por jóvenes que le dan de sus sangres para mantenerlo despierto.

Las puertas del Castillo, poco se abren. Y, su mito es elocuente por la manera de tratar a sus huéspedes.

–Peor que la muerte es la cobardía de quien promete volver sabiendo que no lo hará,

Está siempre detrás de mí, tal vez me quiere decir algo o me quiere matar.  Imaginación o mentira, horror o desprecio, una obsesión o una inventada razón para huir, hacían de ella un espectro urgente.

Meses pasaron y fueron muchas las noches que la escuchaba llorar. Confieso que yo sentía su desolación, su desprotección e intentaba, una y otra vez, comprenderla, pero no lo lograba. Durante el día nos saludábamos con un ligero movimiento de cabeza, pero unos instantes bastaban para notar las azuladas venas que se bifurcaban en su frente. La veía caminar deprisa, agitada y empequeñecida cada vez más, tan aislada, tan fuera de sí. La huida y el hombre agazapado en su espalda la enloquecían.

Me espera, el Castillo Azul.

Venezuela, en el caos financiero y la banca, controlando al gobierno.

Peor es la cobardía de quien promete volver sabiendo que no lo hará-, me había dicho un día. Entonces lo comprendí todo y con rabia, tomé aquel cuadro que al reflejarse ocupaba todo su mundo enfermo de nostalgia y lo dejé caer. Ella escapaba de él porque él representaba su soledad, su espera interminable, su fragilidad extranjera, la pérdida de una identidad.

-Ya no te perseguirá- le susurré al oído. Ya no te recordará tu soledad atroz, respira ya. ¡Respira ya!

Y entonces la verdadera historia, creo aún, quedó revelada. Apenas legible sobre aquella fotografía arrugada, pude descifrar una o dos palabras: hija, hija.

El planeta de los burros, nos mato de hambre, La galaxia se estremece de esa verdad. Muchos viajan a otra galaxia

Fuente Literaria/ Relato de Ciencia Ficción. 1:22

Una vampira en el castillo imperial, destella por criar burros

 

Sirehua, se comunicó conmigo pasado el amanecer, me empeñe en tratarle, porque tenia fuerza en su espíritu para visualizar, las cosas más allá de lo sensible. La vida, es espejo, donde se coloque, allí observamos   nuestra existencia y somos una producción genética de esa verdad.

Alma, acaba de Nacer y los ciudadanos se aglomeraron frente a la tienda, la trasladaron a un espacio más abierto, donde se le podía conversar y su hogar tiene una diversidad de pantallas. Para conversar con ella, Acá los recién nacidos tienen oportunidad de fortalecerse y, comunicarse. Su alimento es prioritario.

- Hola Alma, gracias por nacer. Has crecido y tus dientes de leche son muy blancos. Después de abrazarla, le ofrecí unos chocolates blancos.

Aquí, los seres humanos han evolucionado a una sociedad superlógica, que ha logrado desembarazarse de cosas tan poco elegantes como los instintos animales o la religión.Obviamente, esta simiente degenerada ha evolucionado hacia formas de vida inferiores, como hombres-topo y hombres-cebra, aunque quedan algunos que llevaban una copia de la Constitución yanqui y bolivariana, que son unos salvajes buenos. Lo primero, era la burguesía. Estos, los pobres.

Es cierto que la vida animal aún no ha sido sometida, como inevitablemente tendría que haber sido -sus labios se fruncieron-. De todos modos, yo, como historiador con un interés especial en lo preutópico, doy las gracias por la suerte de poder ver algo de un planeta en el cual las sociedades animales, tal y como yo lo entiendo, se aproximan a lo que debía de ser la vida en la tierra antes el burrismo, una nueva generación, aparecida en los últimos diez y ochos años.

Los pensamientos futuristas son realmente excepcionales: El colonialismo en planetas distintos para la explotación de recursos, la máquina llamada órgano de inventos que permite que la persona pueda experimentar cualquier tipo de sentimiento o estado de ánimo con un grado de intensidad variable. Nos llegó la mecanización.

Se plantean varias reflexiones filosóficas derivadas de: la importancia de la posesión de un animal verdadero (extinguidos casi hasta la totalidad debido a las guerras), la integración de los androides (Andrillos) en el mundo de los humanos etc... Personalmente, Soy androide.

Aquí, los seres humanos han evolucionado a una sociedad superlógica,

Este es un planeta a oscuras, una legión de mujeres adora al único vampiro cercano y lo alimentan con sus sangres, el castillo, donde reside este misterioso hombre, es visitado por jóvenes que le dan de sus sangres para mantenerlo despierto.

Las puertas del Castillo, poco se abren. Y, su mito es elocuente por la manera de tratar a sus huéspedes.

–Peor que la muerte es la cobardía de quien promete volver sabiendo que no lo hará,

Está siempre detrás de mí, tal vez me quiere decir algo o me quiere matar.  Imaginación o mentira, horror o desprecio, una obsesión o una inventada razón para huir, hacían de ella un espectro urgente.

Meses pasaron y fueron muchas las noches que la escuchaba llorar. Confieso que yo sentía su desolación, su desprotección e intentaba, una y otra vez, comprenderla, pero no lo lograba. Durante el día nos saludábamos con un ligero movimiento de cabeza, pero unos instantes bastaban para notar las azuladas venas que se bifurcaban en su frente. La veía caminar deprisa, agitada y empequeñecida cada vez más, tan aislada, tan fuera de sí. La huida y el hombre agazapado en su espalda la enloquecían.

Me espera, el Castillo Azul.

Venezuela, en el caos financiero y la banca, controlando al gobierno.

Peor es la cobardía de quien promete volver sabiendo que no lo hará-, me había dicho un día. Entonces lo comprendí todo y con rabia, tomé aquel cuadro que al reflejarse ocupaba todo su mundo enfermo de nostalgia y lo dejé caer. Ella escapaba de él porque él representaba su soledad, su espera interminable, su fragilidad extranjera, la pérdida de una identidad.

-Ya no te perseguirá- le susurré al oído. Ya no te recordará tu soledad atroz, respira ya. ¡Respira ya!

Y entonces la verdadera historia, creo aún, quedó revelada. Apenas legible sobre aquella fotografía arrugada, pude descifrar una o dos palabras: hija, hija.

El planeta de los burros, nos mato de hambre, La galaxia se estremece de esa verdad. Muchos viajan a otra galaxia

Fuente Literaria/ Relato de Ciencia Ficción. 1:22

Una vampira en el castillo imperial, destella por criar burros

 

Sirehua, se comunicó conmigo pasado el amanecer, me empeñe en tratarle, porque tenia fuerza en su espíritu para visualizar, las cosas más allá de lo sensible. La vida, es espejo, donde se coloque, allí observamos   nuestra existencia y somos una producción genética de esa verdad.

Alma, acaba de Nacer y los ciudadanos se aglomeraron frente a la tienda, la trasladaron a un espacio más abierto, donde se le podía conversar y su hogar tiene una diversidad de pantallas. Para conversar con ella, Acá los recién nacidos tienen oportunidad de fortalecerse y, comunicarse. Su alimento es prioritario.

- Hola Alma, gracias por nacer. Has crecido y tus dientes de leche son muy blancos. Después de abrazarla, le ofrecí unos chocolates blancos.

Aquí, los seres humanos han evolucionado a una sociedad superlógica, que ha logrado desembarazarse de cosas tan poco elegantes como los instintos animales o la religión.Obviamente, esta simiente degenerada ha evolucionado hacia formas de vida inferiores, como hombres-topo y hombres-cebra, aunque quedan algunos que llevaban una copia de la Constitución yanqui y bolivariana, que son unos salvajes buenos. Lo primero, era la burguesía. Estos, los pobres.

Es cierto que la vida animal aún no ha sido sometida, como inevitablemente tendría que haber sido -sus labios se fruncieron-. De todos modos, yo, como historiador con un interés especial en lo preutópico, doy las gracias por la suerte de poder ver algo de un planeta en el cual las sociedades animales, tal y como yo lo entiendo, se aproximan a lo que debía de ser la vida en la tierra antes el burrismo, una nueva generación, aparecida en los últimos diez y ochos años.

Los pensamientos futuristas son realmente excepcionales: El colonialismo en planetas distintos para la explotación de recursos, la máquina llamada órgano de inventos que permite que la persona pueda experimentar cualquier tipo de sentimiento o estado de ánimo con un grado de intensidad variable. Nos llegó la mecanización.

Se plantean varias reflexiones filosóficas derivadas de: la importancia de la posesión de un animal verdadero (extinguidos casi hasta la totalidad debido a las guerras), la integración de los androides (Andrillos) en el mundo de los humanos etc... Personalmente, Soy androide.

Este es un planeta a oscuras, una legión de mujeres adora al único vampiro cercano y lo alimentan con sus sangres, el castillo, donde reside este misterioso hombre, es visitado por jóvenes que le dan de sus sangres para mantenerlo despierto.

Las puertas del Castillo, poco se abren. Y, su mito es elocuente por la manera de tratar a sus huéspedes.

–Peor que la muerte es la cobardía de quien promete volver sabiendo que no lo hará,

Está siempre detrás de mí, tal vez me quiere decir algo o me quiere matar.  Imaginación o mentira, horror o desprecio, una obsesión o una inventada razón para huir, hacían de ella un espectro urgente.

Meses pasaron y fueron muchas las noches que la escuchaba llorar. Confieso que yo sentía su desolación, su desprotección e intentaba, una y otra vez, comprenderla, pero no lo lograba. Durante el día nos saludábamos con un ligero movimiento de cabeza, pero unos instantes bastaban para notar las azuladas venas que se bifurcaban en su frente. La veía caminar deprisa, agitada y empequeñecida cada vez más, tan aislada, tan fuera de sí. La huida y el hombre agazapado en su espalda la enloquecían.

Me espera, el Castillo Azul.

Venezuela, en el caos financiero y la banca, controlando al gobierno.

Peor es la cobardía de quien promete volver sabiendo que no lo hará-, me había dicho un día. Entonces lo comprendí todo y con rabia, tomé aquel cuadro que al reflejarse ocupaba todo su mundo enfermo de nostalgia y lo dejé caer. Ella escapaba de él porque él representaba su soledad, su espera interminable, su fragilidad extranjera, la pérdida de una identidad.

-Ya no te perseguirá- le susurré al oído. Ya no te recordará tu soledad atroz, respira ya. ¡Respira ya!

Y entonces la verdadera historia, creo aún, quedó revelada. Apenas legible sobre aquella fotografía arrugada, pude descifrar una o dos palabras: hija, hija.

El planeta de los burros, nos mato de hambre, La galaxia se estremece de esa verdad. Muchos viajan a otra galaxia

Fuente Literaria/ Relato de Ciencia Ficción. 1:22

Una vampira en el castillo imperial, destella por criar burros

 

Sirehua, se comunicó conmigo pasado el amanecer, me empeñe en tratarle, porque tenia fuerza en su espíritu para visualizar, las cosas más allá de lo sensible. La vida, es espejo, donde se coloque, allí observamos   nuestra existencia y somos una producción genética de esa verdad.

Alma, acaba de Nacer y los ciudadanos se aglomeraron frente a la tienda, la trasladaron a un espacio más abierto, donde se le podía conversar y su hogar tiene una diversidad de pantallas. Para conversar con ella, Acá los recién nacidos tienen oportunidad de fortalecerse y, comunicarse. Su alimento es prioritario.

- Hola Alma, gracias por nacer. Has crecido y tus dientes de leche son muy blancos. Después de abrazarla, le ofrecí unos chocolates blancos.

Aquí, los seres humanos han evolucionado a una sociedad superlógica, que ha logrado desembarazarse de cosas tan poco elegantes como los instintos animales o la religión.Obviamente, esta simiente degenerada ha evolucionado hacia formas de vida inferiores, como hombres-topo y hombres-cebra, aunque quedan algunos que llevaban una copia de la Constitución yanqui y bolivariana, que son unos salvajes buenos. Lo primero, era la burguesía. Estos, los pobres.

Es cierto que la vida animal aún no ha sido sometida, como inevitablemente tendría que haber sido -sus labios se fruncieron-. De todos modos, yo, como historiador con un interés especial en lo preutópico, doy las gracias por la suerte de poder ver algo de un planeta en el cual las sociedades animales, tal y como yo lo entiendo, se aproximan a lo que debía de ser la vida en la tierra antes el burrismo, una nueva generación, aparecida en los últimos diez y ochos años.

Los pensamientos futuristas son realmente excepcionales: El colonialismo en planetas distintos para la explotación de recursos, la máquina llamada órgano de inventos que permite que la persona pueda experimentar cualquier tipo de sentimiento o estado de ánimo con un grado de intensidad variable. Nos llegó la mecanización.

Se plantean varias reflexiones filosóficas derivadas de: la importancia de la posesión de un animal verdadero (extinguidos casi hasta la totalidad debido a las guerras), la integración de los androides (Andrillos) en el mundo de los humanos etc... Personalmente, Soy androide.

Este es un planeta a oscuras, una legión de mujeres adora al único vampiro cercano y lo alimentan con sus sangres, el castillo, donde reside este misterioso hombre, es visitado por jóvenes que le dan de sus sangres para mantenerlo despierto.

Las puertas del Castillo, poco se abren. Y, su mito es elocuente por la manera de tratar a sus huéspedes.

–Peor que la muerte es la cobardía de quien promete volver sabiendo que no lo hará,

Está siempre detrás de mí, tal vez me quiere decir algo o me quiere matar.  Imaginación o mentira, horror o desprecio, una obsesión o una inventada razón para huir, hacían de ella un espectro urgente.

Meses pasaron y fueron muchas las noches que la escuchaba llorar. Confieso que yo sentía su desolación, su desprotección e intentaba, una y otra vez, comprenderla, pero no lo lograba. Durante el día nos saludábamos con un ligero movimiento de cabeza, pero unos instantes bastaban para notar las azuladas venas que se bifurcaban en su frente. La veía caminar deprisa, agitada y empequeñecida cada vez más, tan aislada, tan fuera de sí. La huida y el hombre agazapado en su espalda la enloquecían.

Me espera, el Castillo Azul.

Venezuela, en el caos financiero y la banca, controlando al gobierno.

Peor es la cobardía de quien promete volver sabiendo que no lo hará-, me había dicho un día. Entonces lo comprendí todo y con rabia, tomé aquel cuadro que al reflejarse ocupaba todo su mundo enfermo de nostalgia y lo dejé caer. Ella escapaba de él porque él representaba su soledad, su espera interminable, su fragilidad extranjera, la pérdida de una identidad.

-Ya no te perseguirá- le susurré al oído. Ya no te recordará tu soledad atroz, respira ya. ¡Respira ya!

Y entonces la verdadera historia, creo aún, quedó revelada. Apenas legible sobre aquella fotografía arrugada, pude descifrar una o dos palabras: hija, hija.

El planeta de los burros, nos mato de hambre, La galaxia se estremece de esa verdad. Muchos viajan a otra galaxia

Fuente Literaria/ Relato de Ciencia Ficción. 1:22

Una vampira en el castillo imperial, destella por criar burros

 

Sirehua, se comunicó conmigo pasado el amanecer, me empeñe en tratarle, porque tenia fuerza en su espíritu para visualizar, las cosas más allá de lo sensible. La vida, es espejo, donde se coloque, allí observamos   nuestra existencia y somos una producción genética de esa verdad.

Alma, acaba de Nacer y los ciudadanos se aglomeraron frente a la tienda, la trasladaron a un espacio más abierto, donde se le podía conversar y su hogar tiene una diversidad de pantallas. Para conversar con ella, Acá los recién nacidos tienen oportunidad de fortalecerse y, comunicarse. Su alimento es prioritario.

- Hola Alma, gracias por nacer. Has crecido y tus dientes de leche son muy blancos. Después de abrazarla, le ofrecí unos chocolates blancos.

Aquí, los seres humanos han evolucionado a una sociedad superlógica, que ha logrado desembarazarse de cosas tan poco elegantes como los instintos animales o la religión.Obviamente, esta simiente degenerada ha evolucionado hacia formas de vida inferiores, como hombres-topo y hombres-cebra, aunque quedan algunos que llevaban una copia de la Constitución yanqui y bolivariana, que son unos salvajes buenos. Lo primero, era la burguesía. Estos, los pobres.

Es cierto que la vida animal aún no ha sido sometida, como inevitablemente tendría que haber sido -sus labios se fruncieron-. De todos modos, yo, como historiador con un interés especial en lo preutópico, doy las gracias por la suerte de poder ver algo de un planeta en el cual las sociedades animales, tal y como yo lo entiendo, se aproximan a lo que debía de ser la vida en la tierra antes el burrismo, una nueva generación, aparecida en los últimos diez y ochos años.

Los pensamientos futuristas son realmente excepcionales: El colonialismo en planetas distintos para la explotación de recursos, la máquina llamada órgano de inventos que permite que la persona pueda experimentar cualquier tipo de sentimiento o estado de ánimo con un grado de intensidad variable. Nos llegó la mecanización.

Se plantean varias reflexiones filosóficas derivadas de: la importancia de la posesión de un animal verdadero (extinguidos casi hasta la totalidad debido a las guerras), la integración de los androides (Andrillos) en el mundo de los humanos etc... Personalmente, Soy androide.

Este es un planeta a oscuras, una legión de mujeres adora al único vampiro cercano y lo alimentan con sus sangres, el castillo, donde reside este misterioso hombre, es visitado por jóvenes que le dan de sus sangres para mantenerlo despierto.

Las puertas del Castillo, poco se abren. Y, su mito es elocuente por la manera de tratar a sus huéspedes.

–Peor que la muerte es la cobardía de quien promete volver sabiendo que no lo hará,

Está siempre detrás de mí, tal vez me quiere decir algo o me quiere matar.  Imaginación o mentira, horror o desprecio, una obsesión o una inventada razón para huir, hacían de ella un espectro urgente.

Meses pasaron y fueron muchas las noches que la escuchaba llorar. Confieso que yo sentía su desolación, su desprotección e intentaba, una y otra vez, comprenderla, pero no lo lograba. Durante el día nos saludábamos con un ligero movimiento de cabeza, pero unos instantes bastaban para notar las azuladas venas que se bifurcaban en su frente. La veía caminar deprisa, agitada y empequeñecida cada vez más, tan aislada, tan fuera de sí. La huida y el hombre agazapado en su espalda la enloquecían.

Me espera, el Castillo Azul.

Venezuela, en el caos financiero y la banca, controlando al gobierno.

Peor es la cobardía de quien promete volver sabiendo que no lo hará-, me había dicho un día. Entonces lo comprendí todo y con rabia, tomé aquel cuadro que al reflejarse ocupaba todo su mundo enfermo de nostalgia y lo dejé caer. Ella escapaba de él porque él representaba su soledad, su espera interminable, su fragilidad extranjera, la pérdida de una identidad.

-Ya no te perseguirá- le susurré al oído. Ya no te recordará tu soledad atroz, respira ya. ¡Respira ya!

Y entonces la verdadera historia, creo aún, quedó revelada. Apenas legible sobre aquella fotografía arrugada, pude descifrar una o dos palabras: hija, hija.

El planeta de los burros, nos mato de hambre, La galaxia se estremece de esa verdad. Muchos viajan a otra galaxia

Fuente Literaria/ Relato de Ciencia Ficción. 1:22

Una vampira en el castillo imperial, destella por criar burros

 

Sirehua, se comunicó conmigo pasado el amanecer, me empeñe en tratarle, porque tenia fuerza en su espíritu para visualizar, las cosas más allá de lo sensible. La vida, es espejo, donde se coloque, allí observamos   nuestra existencia y somos una producción genética de esa verdad.

Alma, acaba de Nacer y los ciudadanos se aglomeraron frente a la tienda, la trasladaron a un espacio más abierto, donde se le podía conversar y su hogar tiene una diversidad de pantallas. Para conversar con ella, Acá los recién nacidos tienen oportunidad de fortalecerse y, comunicarse. Su alimento es prioritario.

- Hola Alma, gracias por nacer. Has crecido y tus dientes de leche son muy blancos. Después de abrazarla, le ofrecí unos chocolates blancos.

Aquí, los seres humanos han evolucionado a una sociedad superlógica, que ha logrado desembarazarse de cosas tan poco elegantes como los instintos animales o la religión.Obviamente, esta simiente degenerada ha evolucionado hacia formas de vida inferiores, como hombres-topo y hombres-cebra, aunque quedan algunos que llevaban una copia de la Constitución yanqui y bolivariana, que son unos salvajes buenos. Lo primero, era la burguesía. Estos, los pobres.

Es cierto que la vida animal aún no ha sido sometida, como inevitablemente tendría que haber sido -sus labios se fruncieron-. De todos modos, yo, como historiador con un interés especial en lo preutópico, doy las gracias por la suerte de poder ver algo de un planeta en el cual las sociedades animales, tal y como yo lo entiendo, se aproximan a lo que debía de ser la vida en la tierra antes el burrismo, una nueva generación, aparecida en los últimos diez y ochos años.

Los pensamientos futuristas son realmente excepcionales: El colonialismo en planetas distintos para la explotación de recursos, la máquina llamada órgano de inventos que permite que la persona pueda experimentar cualquier tipo de sentimiento o estado de ánimo con un grado de intensidad variable. Nos llegó la mecanización.

Se plantean varias reflexiones filosóficas derivadas de: la importancia de la posesión de un animal verdadero (extinguidos casi hasta la totalidad debido a las guerras), la integración de los androides (Andrillos) en el mundo de los humanos etc... Personalmente, Soy androide.

Este es un planeta a oscuras, una legión de mujeres adora al único vampiro cercano y lo alimentan con sus sangres, el castillo, donde reside este misterioso hombre, es visitado por jóvenes que le dan de sus sangres para mantenerlo despierto.

Las puertas del Castillo, poco se abren. Y, su mito es elocuente por la manera de tratar a sus huéspedes.

–Peor que la muerte es la cobardía de quien promete volver sabiendo que no lo hará,

Está siempre detrás de mí, tal vez me quiere decir algo o me quiere matar.  Imaginación o mentira, horror o desprecio, una obsesión o una inventada razón para huir, hacían de ella un espectro urgente.

Meses pasaron y fueron muchas las noches que la escuchaba llorar. Confieso que yo sentía su desolación, su desprotección e intentaba, una y otra vez, comprenderla, pero no lo lograba. Durante el día nos saludábamos con un ligero movimiento de cabeza, pero unos instantes bastaban para notar las azuladas venas que se bifurcaban en su frente. La veía caminar deprisa, agitada y empequeñecida cada vez más, tan aislada, tan fuera de sí. La huida y el hombre agazapado en su espalda la enloquecían.

Me espera, el Castillo Azul.

Venezuela, en el caos financiero y la banca, controlando al gobierno.

Peor es la cobardía de quien promete volver sabiendo que no lo hará-, me había dicho un día. Entonces lo comprendí todo y con rabia, tomé aquel cuadro que al reflejarse ocupaba todo su mundo enfermo de nostalgia y lo dejé caer. Ella escapaba de él porque él representaba su soledad, su espera interminable, su fragilidad extranjera, la pérdida de una identidad.

-Ya no te perseguirá- le susurré al oído. Ya no te recordará tu soledad atroz, respira ya. ¡Respira ya!

Y entonces la verdadera historia, creo aún, quedó revelada. Apenas legible sobre aquella fotografía arrugada, pude descifrar una o dos palabras: hija, hija.

Aquí, los seres humanos han evolucionado a una sociedad superlógica,

El planeta de los burros, nos mato de hambre, La galaxia se estremece de esa verdad. Muchos viajan a otra galaxia


Sobre esta noticia

Autor:
Emiro Vera Suárez (232 noticias)
Visitas:
158
Tipo:
Opinión
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas
Lugares

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.